lunes, 18 de marzo de 2019

Gofres de Lieja

¡Bélgica huele a gofre! Una expresión muy común para los que hemos visitado ese país alguna vez, y no les falta razón ya que los gofres belgas se han convertido en una institución en el país y todo un manjar que se ha ido expandiendo por todo el mundo. 

Dentro de los gofres, podemos encontrar el gofre de Bruselas y, el que más fama tiene, y que para mí más rico está, el gofre de Lieja. 


Este gofre es el auténtico, tiene un sabor único, y buena culpa de ello lo tiene el azúcar perlado, que le da ese toque caramelizado y crujiente tan característico.


Seguro que muchos no sabéis donde encontrarlo. Por suerte en cualquier Carrefour lo encontramos, y sino tenemos ninguno cerca, siempre podemos encargarlo en Amazon.

INGREDIENTES (para 8 gofres):

- 250 grs. de harina
- 100 ml. de leche
- 10 grs. de levadura fresca
- 35 grs. de azúcar moreno
- 1 huevo
- 150 grs. de mantequilla (a temperatura ambiente)
- 1 pizca de sal
- 1 pizca de canela (opcional)
- 100 grs. de azúcar perlado


PREPARACIÓN (En Thermomix):

Ponemos la leche y la levadura fresca en el vaso y programamos 2 minutos a 37ºC a velocidad 3.

Añadimos la harina, el azúcar moreno, el huevo, la sal y la canela. Mezclamos durante 15 segundos a velocidad 6.

Añadimos la mantequilla, que tiene que estar a blandita, y programamos 3 minutos a velocidad espiga.


PREPARACIÓN (Clásica):

Deshacemos la levadura fresca en la leche templada. 

En un bol amplio, ponemos la harina, el azúcar moreno, el huevo, la sal y la canela. Añadimos la leche con levadura.

Mezclamos todo bien y le vamos incorporando la mantequilla que debe estar blandita. Debemos amasar hasta conseguir una masa homogénea.

******

Pasamos la masa a un bol y lo tapamos con papel film.

Dejamos que doble su volumen durante 2 horas.


Pasado este tiempo, quitamos el aire que haya cogido la masa y le añadimos el azúcar perlado. Lo integramos en la masa con la ayuda de una lengua pastelera.


A continuación dividimos a la masa en 8 porciones y las dejamos en una bandeja con papel de horno. Tapamos con un paño y dejamos que crezcan durante al menos 30 minutos.


Pasado ese tiempo es el momento de poner en marca nuestra gofrera.

Encendemos y una vez que se apaga la luz, significa que tiene la temperatura correcta.

Ponemos nuestra masa en la gofrera y le damos un poco de forma. 


Cerramos y en 5 - 7 minutos (dependerá de la potencia de nuestra gofrera) tendremos nuestros gofres listos.


Los pasamos a una rejilla para que se enfríen un poco.


Los podemos comer así sin más, porque están fantásticos. También le podemos añadir azúcar glas, chocolate derretido por encima, fruta cortada....lo que más nos guste.


Si no hacéis todos los gofres de una vez, podéis congelar el sobrante con papel film, y con sacarlos unos minutos antes de pasarlos por la gofrera sería suficiente, así tendremos gofres recién hechos.

Por fin gofres belgas sin salir de casa.

¿Os animáis a probar?

8 comentarios:

  1. Alguna vez los he comprado, aunque no me han gustado demasiado, por supuesto nada que ver con los tuyos, los que sí me comería con agrado y mucho gusto. Con muy buena pinta te han quedado.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No tienen nada que ver a los comprados...estos están....riquísimos, jeje. Besos

      Eliminar
  2. Me guardo tu receta. El caso es que tengo una gofrera y no he publicado ninguna receta de gofres, con lo que nos gustan en casa.

    Los tuyos tienen una pinta fantástica.
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo te recomiendo las recetas con levadura fresca y sobretodo con azúcar perlado...irresistibles!!! Saludos

      Eliminar
  3. Por supuesto que quiero probarlos!! me encantan!!

    ResponderEliminar
  4. Mi relación con los gofres es de amor y odio jajaj No me gustan demasiado, me resultan demasiado mantecosos... hay días que no le daría ni dos bocados. Pero no se porque en algunas ocasiones me lo comería entero sin problemas... Por su puesto con chocolate encima!! y si le pones helado de vainilla muero ;) La única forma de saber que día es hoy es llevarme uno... aun que creo que mis pirañas en casa no me dejarían mucho. Un beso y feliz día.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En casa al contrario, nos encanta...y hay que pelearse por las sobras, jeje . Besos

      Eliminar