lunes, 9 de septiembre de 2019

Empanadillas con harina integral rellenas de carne

Si disponemos de tiempo no podéis dejar de hacer vuestra propia masa de empanadillas y para hacerlas aún más sanas, he preferido usar harina integral. El resultado es una empanadilla muy rica y sabrosa, se nota que es casera, y en esta ocasión he optado por un relleno de carne, al estilo boloñesa, que las hacen irresistibles.

Con estas cantidades nos saldrán aproximadamente 18 empanadillas.


INGREDIENTES:

Para la masa:

- 300 grs. de harina integral
- 100 ml. de aceite de oliva virgen extra
- 100 ml. de vino blanco
- Sal

Para el relleno:

- 250 grs. de carne picada
- 1/2 cebolla
- 1 diente de ajo
- Tomate frito

- 1 huevo batido (para pintar las empanadillas)


PREPARACIÓN:

Comenzamos preparando la masa.

Para ello en un bol ponemos todos los ingredientes, la harina, el aceite, el vino y la sal y mezclamos bien. Es una masa que se trabaja muy bien y no se pega. Podemos utilizar la Thermomix (1 minuto a velocidad espiga) o bien mezclar con las manos.


Una vez consigamos una masa homogénea, le damos forma de bola y la llevamos al frigorífico durante una hora para que endurezca.


Mientras vamos preparando nuestro relleno.

En una sartén ponemos un poco de aceite de oliva y pochamos la cebolla y el ajo. Incorporamos la carne. Salpimentamos al gusto y añadimos el tomate frito. Dejamos que se cocine todo durante un par de minutos más y reservamos para que se temple.


Pasada la hora, sacamos la masa del frigorífico y con la ayuda de un rodillo, estiramos la masa hasta dejarla lo más fina posible. Al llevar aceite no se pega de modo que se trabaja bien.


Con la ayuda de un cortapastas o en caso de disponer de uno, de un vaso, vamos cortando los círculos.


Después rellenamos cada uno de ellos con nuestro relleno ya casi frío y cerramos. 


Las empanadillas las podemos cerrar del modo tradicional, es decir, con la ayuda de un tenedor lo vamos sellando. O al estilo argentino, que es plegando la masa con la ayuda de los dedos. Como os sea más sencillo.


Llevamos a una bandeja de horno con papel sulfurizado.

Precalentamos el horno.

Pintamos con huevo batido y horneamos.


Aproximadamente estarán durante 30 minutos a 180ºC.


Como siempre os digo, el relleno lo podemos tunear. 


Podemos optar por las clásicas atún y huevo, de pisto o unas que mis hijos siempre me piden de crema de cacao.

¿Os animáis a probar?

3 comentarios:

  1. Pocas veces utilizo la harina integral, pero cuando lo hago me gusta, en los bizcochos me encanta por ejemplo. En esa masa de empanadillas tampoco pinta nada mal, tienen un aspecto estupendo, se ven crujientes y deliciosas.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo cada vez uso más la harina integral, me parece más sana, y va muy bien para ciertos platos. Besos

      Eliminar
  2. Sergio que ricas.
    Tomo nota de la receta.
    Volveré

    ResponderEliminar